sábado, 4 de febrero de 2012

La interacción turista - residente

La relacion que existe entre turistas y residentes es una forma de conrtacto intercultural muy importante. Esta relación forma parte de la experiencia turística, ya que es prácticamente imposible viajar y no entrar en contacto con la poblacion local.





Pero los turistas no solo se relacionan con la poblacion local, lo hacen tambien con otros turistas o con el propio guía en el caso de los viajes combinados.





El contacto entre turistas y residentes se produce generalmente con personas vinculadas directa o indirectamente al sector turístico, siendo este contacto fugaz y ocasional, aunque en el caso de los turistas más motivados por la búsqueda de la autenticidad, esta interacción puede llegar a convertirse en la base de la experiencia turística.





Caracteristicas de la relacion turista - residente

  • El turista es un forastero y no suele conocer las tradiciones de esa zona, incluso puede ser de una cultura diferente.
  • El turista es móvil, se encuentra relajado disfrutando de su tiempo libre y de la experiencia de estar en un lugar diferente al habitual. Por el contrario el residente se encuentra estacionario y si forma parte de la actividad turística, como en la mayoría de los casos, dedica una gran cantidad de tiempo a satisfacer las necesidades y deseos de los turistas.
  • Ambos tienen intereses diferentes, el turista solo pretende pasarlo bien, mientras que el residente tiene un interés económico
Esta situación provoca que estos encuentros estén definidos  por relaciones personales transitorias, no repetitivas y asimétricas


  • Relacion asimétrica
Significa que la relación turista-residente es desequilibrada, los principales desequiliobrios son:

Novedad de la experiencia: para el turista la experiencia es nueva y excitante mientras que para el residente es rutinaria.
Significado del contacto: Para los turistas significa ocio, mientras que para los residentes significa trabajo
Desequilibrio cultural: Al entrar en contacto se hace evidente  el desconocimiento y la falta de comprensión por la otra cultura.
 Desequilibrio socioeconómico: los turistas poseen un estatus y poder económico mayor que los residentes lo que puede provocar que éstos puedan sentirse inferiores cuando comparan su situación con la aparente riqueza de los visitantes.




  • La relación entre turista y residente es transitoria y no repetitiva
  Transitoria: Los turistas permanecen poco tiempo en el destino por lo que cualquier interacción entre  turistas y residentes no va a pasar de ser una relación superficial y casual.
  No repetitiva: provoca que los turistas deseen realizar el máximo número de actividades en el corto tiempo que disponen, lo que lleva en muchos casos a que la relación sea explotadora por ambas partes.





1 comentario: